Cómo convertir libros a eBook y digitalizar tu biblioteca

convertir libro a eBook

Los libros electrónicos o eBooks han ganado una gran popularidad, ofreciendo una alternativa cómoda, portátil y versátil a los libros físicos tradicionales. Te permite tener toda una biblioteca con miles de libros en la palma de tu mano, y llevar el saber y la lectura a donde quieras. Sin embargo, todos tenemos muchos libros físicos, en formato papel, en casa, y tal vez nos interese convertirlos en eBooks.

Digitalizar los libros puede tener muchas ventajas, como la de poder almacenarlos y copiarlos para no perderlos, o para poderlos acceder allá donde te encuentres. Por eso, es interesante saber que existen diversas maneras de convertir libros físicos a formato digital, cada una con sus propias ventajas y desventajas.

¿Puede tener problemas legales?

piratería de libros

Antes de nada, deberías conocer las posibles consecuencias de hacer la conversión entre un libro físico a un formato digital o eBook. En general, convertir un libro físico a formato digital para uso personal no suele tener problemas legales. Sin embargo, existen algunas excepciones y aspectos que debes considerar para evitar infringir derechos de autor y terminar cometiendo un delito.

La ley de propiedad intelectual permite la reproducción de obras protegidas por copyright para uso privado, sin necesidad de autorización del autor o titular de los derechos. Esto significa que puedes convertir un libro físico a formato digital para leerlo en tus dispositivos electrónicos personales.

No obstante, está totalmente prohibido distribuir o poner a disposición de terceros copias digitales de un libro sin la autorización del titular de los derechos de autor. Esto incluye compartir archivos, vender eBooks no autorizados o subirlos a internet, incluso si lo haces sin fines de lucro, por lo que te podrías enfrentar a sanciones.

Existen algunas excepciones, como las obras entran al dominio público, es decir, dejan de estar protegidas por derechos de autor, entre 70 y 100 años después de la muerte del autor, dependiendo de la legislación de cada país. En este caso, puedes convertir y distribuir libremente las obras sin infringir derechos de autor. Pero, cuidado, ya que puede haber algunos casos en los que algún familiar del autor o alguna entidad, se haya hecho propietario de los derechos y los haya renovado, por lo que seguirá estando protegido.

Algunas obras están bajo licencias Creative Commons, esta es otra de las excepciones, y permiten su uso y distribución bajo ciertas condiciones, como la atribución de la autoría o el uso no comercial. Debes verificar la licencia específica de la obra antes de convertirla a formato digital. Unos símbolos o códigos mostrarán lo que se puede y no se puede hacer.

Por lo general, deberías observar bien toda la obra, ya que algunas pueden estar bajo condiciones que permitirían su distribución, pero tal vez parte de su contenido esté protegido por derechos de autor o bajo otras condiciones, como algunas imágenes, etc. Así que, para no caer en delitos, mejor solo copia las obras para uso privado, como una copia de seguridad.

Cómo convertir de libro a eBook

escanear libros

Ahora que ya conoces las posibles consecuencias, ya que desde este blog no animamos a la piratería, lo siguiente es saber cuáles son todas las opciones que tienes disponibles para poder convertir un libro a eBook:

Escanear libro

Los equipos multifunción o los escáneres convencionales pueden ser una alternativa para poder convertir un libro a eBook, ya que muchos de los software que incluyen permiten su paso a formato PDF, o incluso a un documento de texto con reconocimiento OCR para poderlo editar si lo quieres, o realizar conversiones a otros formatos con Calibre. El problema es que es muy incómodo, porque tienes que abrir bien las páginas del libro e incluso ejercer presión para que la página se escanee completa.

Sin embargo, existen los escáneres de libros son dispositivos especializados diseñados para digitalizar libros de forma rápida y eficiente. Funcionan capturando imágenes de cada página del libro y convirtiéndolas en archivos digitales, generalmente en formato PDF o JPG. Los hay de varios tipos, los más cómodos y profesionales son estos:

O también los hay manuales, para que deslices el escáner por la página a digitalizar, aunque en este caso es algo más complicado hacerlo a la velocidad adecuada, tener que hacer el movimiento página a página, etc., pero pueden ser buenos para llevar a donde necesites digitalizar libros:

Gracias a estos escáneres, puedes convertir el libro a eBook de forma rápida y precisa, aunque evidentemente, si se trata de un libro con cientos o miles de páginas, tardarás más. Además, consiguen resoluciones muy buenas, y muchos incluyen funciones OCR para reconocer el texto y poder crear un documento editable. Pero, como he dicho, también tienen un coste elevado que no merecerá la pena si solo vas a digitalizar pocos libros…

Digitalización manual

Si tienes tiempo suficiente y se te da bien la mecanografía, para obras pequeñas, también puedes pasarlo a formato digital tú mismo. Existen algunos servicios donde te pueden ayudar con colecciones más grandes, puedes optar por contratar servicios profesionales de digitalización, aunque tal vez no te permitan hacerlo con obras con derechos de autor. Estas empresas cuentan con equipos especializados y personal capacitado para digitalizar libros de forma precisa y eficiente.

Las ventajas de este otro servicio es su alta calidad al ser realizado por profesionales, aunque tú también puedes hacerlo en casa con una alta calidad, si dominas el software de edición de texto y maquetación. Además, algunos de los servicios de digitalización cuentan también con posibilidad de corrección de errores si los hay e incluso traducción a otros idiomas si es necesario. El resultado final será un formato eBook o editable. Evidentemente, si lo haces tú mismo significará echarle muchas horas, y si contratas un servicio, no suelen ser baratos…

App móvil con OCR

Otra alternativa es usar software de OCR (Optical Character Recognition) puede convertir imágenes escaneadas en texto editable. Esto te permite convertir tus libros físicos a formatos de eBook editables que podrás modificar, cortar partes del texto, entre otras cosas. Lo positivo es que actualmente no solo dependerás de un ordenador, escáner y software OCR, ya que los dispositivos móviles, como tablets y smartphones, cuentan con apps con este tipo de tecnología y cámaras que pueden usarse también como escáneres improvisados. Fotografiando la página del libro, se puede digitalizar rápidamente, tanto en documento editable como en PDF.

Nuevamente, aunque sea una opción barata y al alcance de todos, lo cierto es que implica dedicar tiempo para ir escaneando todas las fotos, y puede ser algo problemática si te encuentras en una sala con una iluminación inadecuada, o puede que si no tienes buen pulso, la página no salga como esperas y tengas que repetir.


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.