Los editores británicos atacan a Amazon

Los editores británicos atacan a Amazon
Amazon actualmente tiene muchos detractores aunque afortunadamente  no clientes, por lo que realmente a la larga la situación actual no le afecta a Bezos o a su equipo. Sin embargo el que hace unos meses abriese una guerra abierta con le editorial Hachette, ha hecho que muchos agentes del mundo del ebook empiecen a pensar y a dudar de las buenas intenciones de Amazon.

Los últimos que se han levantado contra el gran gigante han sido la Asociación de Editores Británicos, una asociación que ha solicitado formalmente que se investigue a Amazon, no sólo de  manera judicial, sino que la Comisión de Mercados y Competencia investigue a la empresa sobre las prácticas que realiza habitualmente.

Según comentarios provenientes de la propia Asociación de Editores Británicos, Amazon tiene frentes abiertos en Alemania y Estados Unidos, también con la editorial Hachette, no pueden estar confundidos todos y Amazon no. Asimismo consideran que el mercado del libro ( editores, libreros, autores, etc…) están pasando por una etapa muy delicada que podría dañarse irreparablemente o incluso caer si sigue soportando las prácticas actuales de Amazon.

Bill Carr y los editores británicos, dos duros golpes para Bezos

Junto a este golpe por parte del Reino Unido, Bezos ha tenido que soportar también la marcha de uno de sus vicepresidente, Bill Carr, creador de Amazon Prime y de Prime Music y cuyos motivos para abandonar Amazon desconocemos.Desde luego son duros golpes para el presidente y para la compañía, ya que la marcha de Bill Carr deja huérfano a uno de sus mejores productos, Amazon Prime y la denuncia de la Asociación de Editores Británicos hace que se tambalee el mercado británico que por otro lado es la puerta a Europa para muchas empresas estadounidenses.

Yo personalmente considero que las denuncias sobre las prácticas de Amazon pueden ser verdad, aún así no las veo más peligrosas que el dueño de una cafetería que está denunciando constantemente a la cafetería rival, al final lo que cuenta es la calidad, el precio y el trato y creo que en esos puntos se deberían de especializar el resto de competidores de Amazon y no en desprestigiar a la gran compañía. Esto como siempre es una opinión mía, no quiero ofender a nadie y no digo que lo general se aplique a casos concretos, ya que en España, por poner un ejemplo, no existe la misma situación que en otros países y por lo tanto no creo que la opinión pueda ser la misma, aunque en otros países como en Alemania o en el propio Reino Unido, desde luego que ocurre.

 

 


Escribe un comentario