Libreros alemanes en rebeldía ante Amazon

Los libreros alemanes en rebeldía ante Amazon

Parecer ser que Amazon no está encontrando buenos apoyos en Europa. En un primer momento surgió el descontento en España, como bien sabemos, luego ha pasado por Reino Unido y Francia y, ahora, es Alemania la que se levanta en pie de guerra contra Amazon. Recientemente, los libreros, editores y autores alemanes se están movilizando en contra de Amazon y otras grandes librerías mayoristas al recibir un trato discriminatorio respecto a sus obras y ventas.

los libreros alemanes minoristas están también muy descontentos con Amazon

Los editores y autores alemanes se quejan de que estas grandes tiendas ponen como “no disponible” a las obras de autores y editores que no participan con las grandes librerías, limitando o perjudicando así sus ventas. Ante esto, se están movilizando y uniendo para hacer una “acción de clase” que permitía restringir las acciones de estas librerías.

Una acción de clase ( una traducción un poco libre) es la unión de varias personas de un determinado grupo, en este caso editores y autores que se unen para frenar o defenderse de un ataque, en este caso de las grandes librerías.Lo curioso de esta acción es que tanto editores como autores alemanes están llamando a personas ajenas a esta asociación, cómo los libreros alemanes para que apoyen su causa, hecho que está siendo noticia en Alemania.

Los editores y autores alemanes no son los únicos que están en pie de guerra contra Amazon, los libreros alemanes minoristas están también muy descontentos con Amazon, tanto es así que están intentando que Amazon firme un acuerdo para que se termine las rebajas en los ebooks y libros que vende Amazon. El motivo que podría hacer funcionar este chantaje sobre Amazon es la demanda que podría perder el gigante estadounidense ya que según la ley, el precio de los ebooks y libros no podría bajar de 9,90 euros, mientras que Amazon los vende por 8,90 euros. Ante esto, los libreros alemanes ofrecen un acuerdo para que firme Amazon, por el cual, cada vez que se infrinja esa ley, Amazon pague una multa de 1.500 euros a una obra social determinada.

Con todo esto, está claro que los libreros alemanes, autores y editores no están nada contentos con Amazon, pero la peculiaridad de estos es que tampoco están contentos con las alternativas surgidas, ya que juegan al mismo juego que Amazon. No sé en que acabará todo esto, pero por de pronto me llama mucho la atención lo de la multa de 1.500 euros, parece que no será muy efectiva, pero tampoco alcanzo a comprender que buscan los libreros alemanes al intentar imponer esta medida, ya que tampoco tiene un precio desorbitado. Aún así estaría bien que en toda Europa hubiera una ley que gravase con una cantidad para obras sociales a aquellas empresas que incumpliesen las leyes comerciales, ganaríamos mucho los ciudadanos.

Más Información – Los libreros británicos también levantan la voz contra AmazonFrancia busca poner freno a la libertad de acción de Amazon,

Fuente – Boersenblatt

Imagen – Amazon Alemania


Escribe un comentario