Bibliotecas, editoriales y ebooks

Bibliotecas, editoriales y ebooks

Los intereses de los lectores y de los editores son muy dispares en lo que al ebook se refiere, alinearlos para que converjan es una tarea difícil, casi imposible si tenemos en cuenta un tercer elemento en Europa y España: las bibliotecas.

Durante los últimos meses se están llevando varios encuentros y cumbres con el fin de poder llegar a un buen acuerdo para los editores,lectores y bibliotecas.

La situación no es fácil ya que las bibliotecas quieren sintonizar las peticiones de sus usuarios con el máximo respecto a la legalidad y a los derechos del autor.

Recientemente, la editorial HaperCollins ha propuesto que los ebooks adquiridos por las bibliotecas tengan un número limitado de 26 usos, una vez acabado este limite, la biblioteca tenga que comprar el mismo ebook, una técnica parecida al sistema de licencias de software. Es una propuesta que esta siendo aceptada por la parte de editores pero no así por los bibliotecarios que no parecen estar de acuerdo con tal medida.

Declaración de Principios para las Bibliotecas

Ante la futura complicación que puede presentar el ebook para las bibliotecas, la Oficina Europea de Asociaciones de Bibliotecas, Información y Documentación ha elaborado una declaración de principios para el uso del ebook en las bibliotecas.

A destacar de esta declaración de principios sería la petición de poder usar un mismo titulo de forma simultanea por varios usuarios o la libertad de formato para que el usuario pueda leer el ebook en cualquier eReader.

Si bien esta declaración de principios no es una ley inamovible, si es un buen punto de partida ante una realidad cada vez más reclamada por la sociedad y que en otros países como en Estados Unidos ya existe.

Bibliotecas, editoriales y ebooks

Aquí en España esta realidad está convirtiéndose en un infierno para algunos, y muchas bibliotecas y bibliotecarios desisten de usar el ebook en sus catálogos ante la problemática legal que representa aún. Pero, afortunadamente, existen algunas bibliotecas que se arriesgan ofreciendo una tímida solución: el préstamo de eReaders con ebooks precargados. Una solución un poco cara pero gratamente aceptada por aquel que la conoce, ya que, aún hay muchos usuarios de bibliotecas que desconocen si su biblioteca ofrece ebooks o eReaders para su préstamo.

Últimamente estamos hablando de los ebooks libres y del problema que representan para las editoriales así como para los lectores. Pero creo que el tener en cuenta a la biblioteca como un agente más en esta situación es algo necesario y que no se está dando. La medida de HarperCollins me parece algo descabellada, en España, las bibliotecas poseen libros que aún no han pasado a dominio público y que se conservan bien, estos han excedido ampliamente de los 26 usos y han costado un precio razonable tanto para editoriales como para Bibliotecas. Imaginaos ahora que pase lo mismo con ebooks, las bibliotecas españolas, por poner un ejemplo claro, pagarían por este sistema propuesto hasta 10 o 20 veces más que si comprasen el titulo en papel, y seguramente no tendrían acceso todos los usuarios de eReaders.

Todo esto me hace reflexionar y creer que todavía, hechos como los de la Biblioteca Pública de Nueva York, no son mas que una utopía en España. Espero profundamente que esto cambie a positivo, ya que el uso de ebooks en las bibliotecas españolas solucionaría parte del resto de problemas actuales de las bibliotecas. ¿No creéis? Por cierto, ¿ Alguno de vosotros puede usar su eReader con los títulos de su biblioteca?

Más Información – Declaración de PincipiosPolémica sobre el Ebook, New York y EspañaEl préstamo bibliotecario en los tiempos del e-reader

Fuente – Fundación Germán Sánchez Ruipérez

Imagenes –  mbeo, goXunuReviews,


Categorías

eBooks

Joaquín García

Historiador e informático. Mi actual meta es conciliar estos dos mundos desde el momento en el que vivo. Como resultado el uso y conocimiento de... Ver perfil ›

Escribe un comentario